jueves, 25 de septiembre de 2014

El adiós a Clotilde...

[Fuente imagen]
Trabajando el desapego...
Qué tema, no??

Debe ser una de las cosas más difíciles de hacer... y más difíciles de cambiar!

Dejar ir, soltar... 

Y hoy empecé (no me quedaba otra, jeje) con eso!

De chica siempre fui muy apegada
muchas cosas, lugares, personas, etc... 

Y cuando uno es, o mejor dicho, FUE así (cambio a modo pensamiento positivo jeje), parece difícil cambiar!

Y quizás lo sea pero me lo pienso mejor y digo: 

Difícil Sí pero no IMPOSIBLE!

Y eso lo aprendí viviendo fuera de mi país...

[Fuente imagen]
Al llegar a Nicaragua enseguida comencé a armar nuestro lugar lo más lindo y cómodo posible...

Lo más "parecido" a casa... 

Lo llené de detalles para no extrañar aún sabiendo que en algún momento íbamos a "pegar la vuelta"...


Y ese día ya se aproxima!!!

Por eso hoy empecé a deshacerme de muchas cosas con las cuales, en estos casi dos años, me había encariñado...

Pero lo que más me costó fue despedirme de mi querida Clotilde, mi máquina de coser nicaragüense!


Es difícil explicar el sentimiento pero creo que podría hablar de cariño... 

Les juro que hoy, cuando la limpiaba para guardarla en su caja, me sentí triste porque durante ocho meses fue mi socia, mi compañía y mi medio para expresar lo que me gusta hacer...! 


Pero bueno, así es la cosa! Estoy tranquila porque queda en buenas manos y además:


 tengo MUCHAS más razones para estar FELIZ porque ya casi, casi estoy en casa